Juan Zaragoza es cauteloso al hablar sobre cambios al Código de Rentas Internas

Indicó que prefiere tener un cuadro claro sobre cómo quedará el Plan de Ajuste de Deuda antes de atender el tema

El presidente de la Comisión de Hacienda del Senado, Juan Zaragoza, opinó esta tarde que cualquier modificación sustantiva al Código de Rentas Internas debe ser legislado luego de que finalmente se llegue a los acuerdos sobre el Plan de Ajuste de Deuda (PDA, por sus siglas en inglés).

“Todavía no se ha comenzado a pagar la deuda, que son $1,150 millones y lo ideal sería esperar a que se empiece a pagar para ver cómo responde el sistema. Ese cash flow y entonces trastear con el sistema”, dijo Zaragoza a periodistas en el Capitolio.

Ese acuerdo, entre otras cosas, determinará cuál finalmente será el servicio a la deuda, un elemento esencial que permitirá conocer los recursos sobrantes para correr la operación del gobierno.

El viernes, el gobernador Pedro Pierluisi anunció que estaría creando un comité especial para que le hagan recomendaciones sobre enmiendas al esquema contributivo para atender dos asuntos: simplificar los procesos y legislar menos tasas, incluyendo una rebaja en la carga contributiva de empresas y de individuos.

“Me parece interesante. Estamos más que dispuestos a ver lo que viene y hay áreas para simplificar el Código y él todos tenemos una aspiración de bajar las tasas, pero también sabemos que hay un requisito en ley de que debe ser balanceado y neutral. Lo que bajes tienes que subirlo por otro lado, pero estamos dispuestos y hay un consenso de que el sistema hay que cambiarlo”, dijo Zaragoza.

¿Hay espacio para recortar en otras áreas para entonce dar alivios contributivos?, se le preguntó.

“El gobierno está en el hueso. La única forma sería subiendo contribuciones en otro lado. Por eso te digo, no me quiero prejuiciar y estamos dispuestos a verlo. Igualmente, las fechas de efectividad y las condiciones que imponga para que entren en vigor. Hay diferentes formas de construirlo”, agregó al referirse a posibles métricas, una herramienta ya utilizada en el proyecto de Salario Mínimo.